¿Qué debo saber para elegir una buena flor de CBD?

El mercado de CBD está teniendo un auge cada vez mayor. En sus diferentes formatos: flores, aceites, cremas… sus productos tienen mucha acogida entre deportistas de élite, influencers y famosos.

Un país que ha marcado la pauta siempre en cuanto a las modas y tendencias mundiales es sin duda Estados Unidos.

No es raro ver las redes de celebrities llenas de fotos y momentos en los que se los ve tomando aceite de cbd para un mejor rendimiento deportivo, o vapeando una flor para relajarse. Quizás por eso su impacto en el mundo ha sido mayor.

Parte de este éxito se debe también a que numerosos estudios destacan sus cuantiosos beneficios para aliviar los síntomas de diversas enfermedades.  Y esto después de que por muchos años se puso en el mismo saco de la marihuana al CBD, atribuyéndolo para fines recreativos.

Sin embargo, la OMS en un reciente informe concluyó sobre el CBD:

“No es adictivo ni nocivo para la salud, y puede tener propiedades terapéuticas”.

Así también, la Agencia Mundial Antidopaje, desde el 1 de enero de 2020, eliminó el CBD de la lista de sustancias prohibidas a nivel mundial.

De entre los innumerables productos de CBD, las que realmente llaman la atención de muchos -y así Instagram lo demuestra-, son las conocidas flores de CBD.

Hay una ingente oferta de flores de CBD en tiendas físicas y online, de los más diversos precios, composición, colores, aromas, cultivos y orígenes. Es por eso que es muy importante tener en cuenta ciertos criterios para saber que lo que estamos comprando es de calidad o no.

Algo que todo consumidor principiante de CBD quisiera conocer.

Porcentaje de CBD

Es una de las variables más importantes en el momento de analizar una flor de CBD. Para empezar debe ser un dato claro y preciso que todo fabricante debería saber decir. Sin embargo, la realidad es que no todas las tiendas exponen con claridad qué porcentaje de CBD contiene.

Normalmente, las tiendas detallan que sus flores tienen un componente de CBD (no psicoactivo) o THC (psicoactivo), según el caso, en un porcentaje menor a (<) lo que fuere.  Pero ese dato no aporta mucho en realidad.

Si un fabricante dice que su flor tiene menos del 20 %, podría ser de 0% a 19,99%. Y en ese rango hay una gran diferencia. Algo que indicaría que quizás no se tiene la información precisa de cuánto CBD tiene la flor.

Pero eso se podría solucionar cuando las empresas responsables acuden a laboratorios externos, con sellos de garantía que  indican con exactitud el porcentaje de CBD y otros compuestos que hay en sus productos.

Analíticas de las flores de CBD

Las analíticas no sólo proporcionan el porcentaje de CBD que hay en una flor, sino también cuánto THC está presente. 

Esta información es crucial especialmente porque en el caso de España, por ejemplo, si queremos ir de la mano de la legalidad, la flor no podría contener más del 0.2% de THC.

Exigir al fabricante esas analíticas es un derecho y sería la única manera de comprobar qué es lo que estamos consumiendo.

Es por eso que cualquier variedad de semilla que no tuviera su analítica, a priori nos debería causar desconfianza.

Extracciones CBD Seventips

Los Cultivos

El país de donde proceden las flores de CBD también son una variable importante para determinar su calidad.

Y eso es así porque existen países como Italia o Suiza, cuya legislación permite un nivel mayor de THC. Esto hace que usen técnicas en su elaboración que si bien garantiza su eficacia, terminan siendo ilegales en otros países. Y para poder adaptarse a esos mercados más rígidos, lo que hacen es  “gasear” las flores para bajarles los niveles de THC.

Eso no hace más que afectar al resto de cannabinoides y lo convierte en un producto mucho menos natural que el se cultiva en España.

Tricomas

Los tricomas son los apéndices de la epidermis de las plantas. Las funciones que desempeñan son variadas: absorción de agua, regulación de la temperatura, dispersión de semillas y frutos, protección contra agentes abrasivos y percepción de estímulos. Son blancos y finos, no siempre del todo visibles y pueden dar una apariencia como de escarcha.

La abundancia de estos tricomas es un signo claro de calidad de la flor de CBD.

Semillas CBD Seventips

Aroma

Ese olor fuerte y que impregna la habitación entera donde te encuentras, es clave a la hora de evaluar la calidad de una flor. Un aroma agradable y embriagante es indicador de abundancia de terpenos, que son los denominados aceites esenciales de las plantas.

Los terpenos son compuestos orgánicos aromáticos y volátiles que están constituidos por la unión de unidades de un hidrocarburo de 5 átomos de carbono, llamado isopreno.

Mientras más aroma, más terpenos, y esto en definitiva redunda en calidad y bienestar máximo.

Textura

La mejor señal es que la flor sea crujiente y pegajosa. Eso indica que está en su momento justo. Si fuera muy húmeda o muy seca, indicaría que su proceso de cultivo ha sido muy de prisa o que ha habido una mala curación por parte del prodcutor.

A una flor muy húmeda es mucho más probable que le aparezca moho. En cambio, si está muy seca, se volverá frágil, se romperá y se convertirá en polvo.

Otro elemento muy importante es el cogollo, que se debe poder partir fácilmente, debe estar un poco pegajoso por la resina, pero a la vez conservar su aspecto “crujiente”. Cuando todo eso suceda, entonces puedes estar seguro de estar frente a una flor de CBD de calidad.

Shock Therapy Seventips

Shock Therapy CBD Seventips

Con todo lo dicho, a manera de resumen, antes de comprar una flor de CBD, hay que fijarse primero en la información disponible en las tiendas: porcentaje específico de CBD, analíticas de las flores y origen.  Sin olvidar la textura, el aroma y los tricomas. Tampoco te dejes decantar exclusivamente por los colores. Algunos son simplemente alucinantes, pero recuerda que “no debes juzgar a un libro por su portada”.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *